jabola y su cuaderno, el blog del bolo o el boloblog sideral

se acaba el verano

Posted in JABOLANCIAS by jabola on 14 septiembre, 2009

Última semana del verano. Semana llena de acontecimientos en el calendario, sólo tenéis que ir al calendario de jabola® y verlo. La juerga comienza el jueves pues ése día será el primer día de los sansculottides del calendario republicano francés, el sábado es el primer día del año 5770 del calendario judío (ellos cuentan, dicen, desde la creación del mundo, ¡toma tripita, carmelita!), día 1 del mes  Thisri, fiesta judía Ros-Ha-Shanah, como cualquiera sabe. Ya el martes 22 entramos, a las 23h19min H.L., en el otoño propiamente dicho y es el quinto día de los sansculottides, la Fête des Récompenses, que los sansculotidos, los despantalonados, también deberemos tener nuestra recompensa una vez al año ¿O no? Y ya el miércoles 23 comenzará el Año Republicano del Calendario de la Revolución, concretamente será el día uno, primidi, del mes de Vendimiario del año 218. Así que ya veis, amados niños, hay acontecimientos a porrillo, estad atentos, no la vayáis a talar por inadvertidos o despistados.

Se acaba el verano, época de abundancias, de vida muelle, de suave abandono, de reuniones familiares y de amigos alrededor de una buena mesa o de una tranquila terraza.

Se acaban los días de vino y rosas. Abundancia en la huerta, ¡ay, esas ensaladas republicanas de tomates amarillos, rojos y betabeles!,

P9100470

los fastuosos platos de escalibada: gracias Valero por tu buena mano, los magníficos pistos y fritadas, la exquisita preparación de los salmorejos o las papas piconas: gracias Ángel, los gazpachos, las mil preparaciones del calabacín, frutas varias y abundantes…….

Los días de vino y rosas, las larguísimas sobremesas bien regadas, London mía que estás en los cielos y a él me transportas, los chocolatillos de Torres, las panchinetas…………….; sobremesas llenas de conversaciones interesantes, o quiméricas, o exaltadas, sobremesas a la sombra en  la tarde o la luz de la luna en la noche, sobremesas de verano llenas de amistad y calidez. Y sin olvidar las siestas del verano, siestas de botijo y orinal, ni la lectura, o relectura, de buenos libros, que yo me sé de uno que se ha releído entero a Faulkner, como si se hubiera escapado de la peli de Cuerda “Amanece que no es poco”, un saludo amado Luis.

Se acaba el verano. Ya el calendario de jabola® en la entrada del otoño publica el conocido, y hernandiano, poema de Angel Guinda que titulado VIVIR comienza con aquello de; “Cada otoño me duele más la vida …..”

Eso, me duele más la vida. “Para morir toda la vida es poca”, acaba.

-Tampoco hay que dramatizar, oiga, que en mi pueblo a los murciélagos se les dice agoñiris y a la vulva de las mujeres se le dice el fafarique.

-Visto así tiene usted razón, se ven las cosas de otra manera, sí  señor, y con mucho menos dramatismo, dónde va a parar.

Pues eso.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: